Archives

Calendar

September 2021
M T W T F S S
« Aug    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

Sharanagati

Collected words from talks of Swami Tirtha




Smiling man and woman with baby on carpet

Aquí mismo Krishna describe la naturaleza demoniaca ya que para poder evitarla debemos llegar a comprenderla.

“Los que son demoniacos, no saben qué es lo que deben o no deben hacer. Ni saben de pureza, de comportamiento adecuado, ni siquiera se les revelará la Verdad…”[1]

Hum … ¿Cómo decidir de lo que debemos hacer o evitar? Hay tantas tareas, ¿cómo podemos comprender cuál es o no es adecuado? ¡Tantos factores diferentes nos están impactando! Como un ejemplo, nuestra cultura. Elle tiene enorme impacto sobre la gente. Nos han aprendido de ir siguiendo ciertos modelos y de evitar otros. Veamos una función simple de nuestro cuerpo – el eructar. En nuestra sociedad el eructo aparece como defecto del cuerpo. Decididamente no parecerá muy amable emitir un sonido fuerte después del prasadam cuando estés convidado. Por lo tanto, en India ello será señal que: “¡Qué bueno está, que bueno ha estado¡!Gracias!” Es una alabanza para el cocinero. Las culturas son diferentes – serán diferentes los sentidos de actos y acciones diferentes. Aquí ya entendemos que el eructo debe evitarse pero allí se le considera como función normal del cuerpo y no intentan de detenerla.

Hay tantos otros factores más, como por ejemplo, el modo de pensar e idear que determinará comportamiento y acciones de vuestra parte. Existen ciertos impulsos, ciertos instintos que impactarán y guiarán vuestras acciones. Existe también vuestra karma que determina vuestras posibilidades – esta vida, la vida anterior, tantas accione, reacciones y consecuencias acumuladas. A veces nosotros llegamos a crear nueva karma. Una red enmarañada de conexiones y molestias.

Además existe cierta inspiración interior – con tal que lleguemos a alcanzar niveles más finos, allá existirá cierta inspiración interior. El impulso para actuar. Y por fin existe el principio divino, nuestro guía.

Así que esta es la escala: el cuerpo vuestro, las funciones del cuerpo y los instintos; siguen vuestra cultura, vuestro egoísmo, vuestra prana o el impulso para vivir y también el principio divino, vuestro guía. ¡Hay tantos factores que determinan vuestros actos! También depende de nuestra elevación espiritual para saber con qué nivel podemos identificarnos. Saber si nos comportamos en acuerdo con el cuerpo o con el alma. Cuanto más alto sea el nivel alcanzado, tanto más armoniosas serán nuestras actividades.

Puesto que el sistema es muy complicado, es difícil determinar qué es lo que debemos o no debemos hacer. Los sabios de antaño dicen que los humanos son seres extraños que no saben lo que es correcto y sin embargo obran incorrectamente y lo hacen adrede. También saben qué es lo que deben evitar pero parecen ser incapaces de evitar el acto inoportuno. Por todo ello, no debéis obrar como simples seres humanos que, a pesar de que saben qué acto es correcto, no pueden realizarlo. No debéis ser víctimas de vuestra propia karma. Debéis aspirar el impacto de fuerzas superiores.

Para actuar más correctamente, debemos aprender de hacerlo. Puesto que ya tenemos por comprendido que el eructo no es un acto muy amable en la sociedad, ni siquiera el acto de dejar escapar aires en medio de una comunidad. Debemos cuidar y controlar ciertos actos. No es algo especial, ya que cuando uno come, se forman gases, no hay problema, Todos sabemos esto. Y no sólo gases, habrá también excrementos. Los excrementos no tienen culpa de ello. Cuando estés comiendo, la comida tendrá sus consecuencias. ¡Es una función natural! A veces esta función natural nos alegra tanto. Veamos el caso de un neonato. Cuando realice sus primeros resultados, seremos muy felices: “¡О, este nene está sano!” No tiene defectos en su cuerpo. Y durante largo período de tiempo los padres cuidan a sus hijos a diario. O el caso cuando tengáis problemas digestivos, cuando por fin lleguéis a vaciar los intestinos, de nuevo os sentiréis muy felices. A veces estas funciones fundamentales del cuerpo adquieren mayor importancia. Con el envejecimiento estas sencillas funciones llegan a ser más difíciles.

Por todo ello debemos poner atención en el tiempo. No debemos perderlo en el retrete sino emplearlo en algo más importante. Ya que la vida humana no tiene precio. Es una gran oportunidad que se nos da para perfeccionarnos. Sin embargo, para llegar a saber lo que debemos o no debemos hacer, para llegar a alcanzar la perfección, debemos estudiar, alguien debe aleccionarnos. Si queremos aprender la ciencia espiritual, debemos ir a buscar una autoridad espiritual.

[1] Bhagavad Gita 16.7



Leave a Reply