Archives

Calendar

April 2021
M T W T F S S
« Mar    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Sharanagati

Collected words from talks of Swami Tirtha




43156441_1965409033521322_1259283844251516928_n

Conferencia vespertina de Swami Tirtha, el 23.07.2016, Sofía) 

(Continua la conferencia del pasado viernes) 

Había una vez una experiencia muy mística. Había venido a predicar un swami de India. Una conferencia estándar describiendo todas las dificultades de la vida material. Un tópico muy popular, comprensible por todos. Entretanto uno de nuestros devotos estaba ensimismado: ‘Como puedo cautivar a Krishna en mi corazón?’ Entonces ha recordado lo de nuestras acharyas de que existía un solo lugar del que Krishna no puede escaparse – la prisión del corazón. El conferenciante se puso a hablar de este mismo tópico: “Si queréis cautivar a Krishna debéis crear una bellísima prisión en vuestro corazón.” Muy místico! Estas pensando en algo y el conferenciante aborda el mismo tópico.

Los encuentros con lo Divino no están tan lejos. A tan solo un paso. Por lo tanto el paso permanece. Deberiamos ponernos a correr. Es un persiguimiento. Si queréis alcanzar, debéis cambiar de dirección – en vez de correr siguiendo lo Divino, lo Divino debe correr en vuestro perseguimiento. Es algo verídico. Buscar con afección a un servidor perdido Es nuestro concepto del Supremo. Él es compasivo, desborda de sentimientos afectuosos, sediento a compartir. Por esta razón ha inventado el sentimiento de la separación. Quiere dar la bienvenida a novicios. Se ha dicho que a veces Krishna ya se aburre con los que han venido y permanecen haca ratos. Necesita ver caras nuevas. Y no hay modo de reencontramos antes de habernos separado, no? Con tal que estéis permanente mente allí, eres un armario – inmóvil en su lugar de siempre. Necesitamos separacion para llegar a reencontrarnos. Es purva-raga. Los separados necesitan el reencuentro. Con el reencuentro llegáis a sentir la amarga gotita de ansiedad por una nueva separación. Ya conocéis este sentimiento, no? Todo parece magnifico y sin embargo persiste la ansiedad: ‘Cuanto tiempo durará? En este momento siento éxtasis – tal vez me espere super-extasis?’ Ya veis, la vida en devoción esta llena de pérdidas. Sois perdedores. Perdéis el momento de éxtasis en el presente, esperando la llegada de éxtasis todavía más profunda.

 

 



Leave a Reply